La música conocida como pop es un estilo musical que toma su nombre de la música popular, que no es otra que la más conocida entre la amplia población que escucha canciones en radios, televisión e Internet. El nombre proviene del inglés pues, como dicen muchos, es un género popular. En mitad del siglo pasado, concretamente en tierras británicas, se comenzó a formar un género ecléctico por concentrar elementos del rock and roll, el dance, el soul, el folk e incluso otros como el rap. En la mayoría de los casos las canciones tienen una breve duración por su estructura de estrofa-estribillo-estrofa, con ritmos y estribillos pegadizos, por lo que mucha gente esa canciones del género para aprender a cantar.

Generalmente la instrumentación cuenta con la batería, el bajo, la guitarra, la voz y el teclado, además del uso de tecnología para la composición musical a cargo de equipos de sonido en estudios de grabación profesionales. Las voces suelen ser claras, prevaleciendo el primer plano, acompañadas por percusiones lineales y repetidas. La ejecución suele ser eficaz, pensada para el gran público que disfrutará de la canción pop. Es por eso que muchos compositores piensan la estructura del tema en el momento que se enfrentan a la creación puesto que luego el oyente será el gran aprendiz del single en cuestión.

Con una música atractiva para que la escucha mucha gente, las temáticas que suelen contar tienen como intención que el oyente pueda sentirse fácilmente identificado como el amor, la vida y los temas sociales. En ese sentido, el género pop es principalmente comercial y accesible si lo comparamos con otros géneros populares como el rock y el jazz, que tienen estructuras más complejas y letras más trabajadas. Los intérpretes suelen tener un poderoso atractivo visual, con un estilo y una personalidad marcada. Es habitual que aparezcan en programas de televisión para publicitar su música, además de realizar videoclips promocionales para llegar a más gente con sus sencillos, actuando en directo con emocionantes espectáculos ante miles de personas en pabellones y estadios.

A lo largo de la historia de la música pop son muchos los artistas más conocidos en todo el mundo pero los casos más destacados son los de Michael Jackson, aka “El Rey de pop” y Madonna, aka “La Reina del pop”. Otros como Lady Gaga y Justin Bieber, en la actualidad, también gozan de mucha fama, pero nada comparable con los otros nombres citados con anterioridad.