Si quieres comprar una mesa de mezclas te recomendamos este artículo para conocer de primera mano los diferentes tipos de mesas que tenemos disponibles en el mercado y sus funcionalidades dependiendo de la utilización que vayas a darle a la misma porque no es lo mismo una mesa de estudio que una mesa para pinchar como las que usan los DJs.

¿Qué es una mesa de mezclas?

Una mesa de mezclas, conocida habitualmente en el mundo musical como una mesa de DJ, es un dispositivo electrónico donde se mezclan distintas señales de audio que pueden tratarse mediante controles para ecualizar el sonido, modificar los sistemas de sonido y el balance o añadir diversos efectos. Dentro de la música pueden tener distintas utilizaciones: desde tratar el sonido de un concierto hasta tratar los instrumentos musicales en una grabación en un estudio profesional o seleccionar música como disc-jockey.

Tipos de mesas de mezclas

Existen muchos tipos de mesas de mezclas y se pueden calificar de distintas maneras, pero podemos distinguirlas en tres grandes grupos:

· Mesa de mezclas analógica: tratan el sonido de manera continuada y sus controles actúan directamente sobre las señales de sonido de entrada o salida de la mesa. No requieren ningún software ni tienen que estar conectadas a un ordenador para poder usarlas.

· Mesa de mezclas digital: el sonido no transcurre de forma continuada ni pasa directamente por los controles de la mesa, a diferencia de las analógicas, puesto que se controla a través de un software. Con el mismo se puede almacenar la posición de los faders y los controles.

· Mesa de mezclas auto-amplificada: son los que se conocen con el nombre de “equipos de voces” y llevan incorporados amplificadores de potencia. Tienen salidas que se pueden conectar a los altavoces, por lo que es el formato “todo en uno” de la sonorización.

Número de canales de una mesa de mezclas

Los canales son las señales de audio que entran en la mesa de mezclas para ser mezclados en la misma, siendo generalmente un número par. En función del uso que vayas a darle a tu mesa de mezclas, será conveniente que tengas un número de canales diferente: por ejemplo, las mesas de mezclas de DJ suelen tener 2 ó 4 canales. Las principales marcas de mesas de DJ tienen una amplia oferta tanto de 2 como de 4. Generalmente lo ideal es tener 4 canales, pero si eres un disc-jockey principiante o por tu estilo no vas a necesitar 4 canales, con 2 canales es suficiente. Sin embargo, una mesa de estudio o de directo puede tener más canales (16, 32, 64 e incluso un número superior). Es una cosa habitual porque una banda puede tener muchos instrumentos y micrófonos a la vez, cuyas señales deben ser procesadas y ajustadas en una mesa de mezclas para tener un buen sonido global.

Ecualización

Controlar la ecualización es fundamental en una mesa de mezclas. Pero, ¿qué significa eso? Es el ajuste de las frecuencias agudas, medias y graves de una señal sonora y se realiza mediante faders o ruedas de volumen integrados en la mesa de mezclas. Generalmente cada canal debe tener su propia ecualización y de igual manera debe haber una ecualización global para el sonido mezclado en todos los canales. Por último, en función de la mesa de mezcla que necesites, hay otros aspectos que tienes que tener en cuenta, como su compatibilidad con efectos externos, las salidas de cable IN/OUT con el instrumento, amplificador u ordenador donde vayas a conectar la mesa de mezclas o si cuenta con entrada para USB o un MIDI.

¿Qué debo comprar: nuevo o segunda mano?

He aquí el dilema que le surge a mucha gente a la hora de comprar una mesa de mezclas, ¿nueva o de segunda mano? Es evidente que si compras una de segunda mano te saldrá más barato que si la adquieres nueva. Siempre es bueno tener ambas opciones, como las que ofrecen en Vorpal Sound, donde se pueden comprar una gran oferta de mesas de mezclas de todos los tipos (digitales y analógicas), canales y marcas (Pioneer, Traktor, Yamaha, etc.), así como otras opciones.