Si estás con ganas de aprender a tocar la guitarra, te puede ser de utilidad conocer los acordes que debes seguir y te damos algunos consejos para que combinado con ellos, puedas aprender en menos tiempo de lo que te tomaría normalmente.

Practica con paciencia

No trates de sacar las canciones rápido, tomate el tiempo de practicar cada canción más de una vez para ir logrando la mejor calidad. Además, recuerda que las canciones a veces tienen variaciones (sí, diferentes versiones de la misma) que puedes ir sacando para practicar mejor. También es conveniente que al principio lo hagas lentamente, para ir logrando mejor velocidad con cada repetición la práctica te ayudará mucho.

Dato útil: puedes usar un metrónomo, si bien no es lo más divertido, te puede ayudar para no perder el ritmo cuando practicas.

Sé constante

Todos los días algunos minutos de práctica te ayudarán a marcar una diferencia, notarás progresos aunque sean lentos pero verás grandes cambios en semanas. Como dice el dicho «Roma no se construyó en un solo día y la capacidad de tocar la guitarra tampoco».

Sé progresivo con las prácticas

Trata de ir subiendo progresivamente la dificultad de cada canción, primero enfócate en sacar una sencilla y luego puedes ir aumentando la dificultad, la mezcla de práctica progresiva y buenas canciones harán que aprendas más rapido, una buena opción es www.mundoacordes.net, de ahí puedes sacar miles de acordes para practicar.

Obviamente una buena guitarra

No es necesario que gastes un dineral pero una buena guitarra afinada es clave, debe ser cómoda y gustarte a tí.

Opcional: clases o maestro

Ir a clases particulares de guitarra pueden ahorrarte mucho tiempo si no te gusta practicar solo, además de que te dará estructura para las prácticas ya que tendrás un horario acordado y un espacio donde puedes hacer todo el ruido que desees sin molestar a tu familia.

Sé perseverante

Como todo en la vida debes practicar mucho y ser constante para notar progresos, no te rindas a los tres días y encontrarás en la guitarra un excelente hobbie que es muy divertido y produce grandes alegrías cuando te descubres tocando tus canciones favoritas. ¡No querrás dejar tu guitarra!